La salud, la obesidad y la Suprema Corte de Justicia de la Nación

La salud, la obesidad y la Suprema Corte de Justicia de la Nación

Luis Benavides

La obesidad es una enfermedad compleja y multifactorial. Entre dichos factores se encuentra el de la salud mental de las personas, el cual tiene un impacto muy importante en los problemas de salud relacionados con el sobrepeso y la obesidad de las personas.[1]

Asimismo, la obesidad y el sobrepeso representan una gran carga (tanto financiera como de recursos materiales disponibles) para los servicios de salud pública toda vez que hay una serie de enfermedades que se desarrollan en torno del sobre peso y obesidad, como la diabetes y aquellas de tipo cardiovascular o bien renales.

En este sentido, es importante destacar el reporte más reciente de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) titulado “actualización sobre la obesidad 2017” (Obesity Update 2017).[2] En dicho reporte se indica el impacto económico que tiene la obesidad sobre las economías de los países. Entre los países con mayores problemas al respecto se encuentra México, quien ocupa el segundo lugar con mayor obesidad en el mundo solo detrás de Estados Unidos.[3]

El estudio de la OCDE señala que entre los factores importantes para el desarrollo de la obesidad se encuentran: la desigualdad social, la falta de oportunidades para educarse y las diferencias de género. De igual forma, indica, las mujeres menos educadas son entre dos y tres veces más propensas a desarrollar sobrepeso, que aquellas mujeres tienen un mayor nivel educativo.

De no cambiar radicalmente las políticas para combatir la obesidad y el sobre peso, el porcentaje de la población mexicana que seguirá sufriendo de dichas enfermedades seguría creciendo y estará cerca del 40% del total de la población para 2030.[4]

Por lo anterior, adquiere particular importancia el caso relativo al etiquetado de los alimentos que se discute actualmente en la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Los antecedentes del caso son los siguientes:

En 2015, la asociación civil “El Poder del Consumidor” presentó una demanda de amparo en contra de la Secretaría de Economía y Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) para que se aplicaran las disposiciones legales relativas al etiquetado para alimentos y bebidas no alcohólicas pre-envasadas y también solicitó, que dicha normativa se actualizara de conformidad con los estándares internacionales en la materia. Asimismo, solicitaba que dicha normativa se aplicara de forma inmediata a ciertos productos por ejemplo: Coca-Cola 600 ml, chocolate Snickers peso líquido 52.7 g., Licuado de Yogurt sabor a nuez con avena y salvado de trigo 500 g, etc.

El juez de distrito correspondiente otorgó el amparo a “El Poder del Consumidor” sin embargo, dicha decisión fue apelada.[5] Lo interesante del caso es que la decisión no fue apelada por quien pudiera pensarse sufriría un “daño”, es decir, las empresas productoras, sino que fue impugnada por las autoridades mexicanas: COFEPRIS, la Secretaría de Economía y la Procuraduría Federal del Consumidor, quienes deberían velar por la protección e intereses de la población.

El 29 de agosto de 2018, la Segunda Sala de la SCJN votó 4 en contra y 1 a favor sobre el proyecto del ministro Fernando Franco acerca del caso del etiquetado frontal y asimismo, decidió que el caso sería turnado a la ministra Luna Ramos para que elaborara un nuevo proyecto de sentencia.

Por su parte, el director de El Poder del Consumidor, Alejandro Calvillo, señaló:

“La evidencia sobre las irregularidades en el diseño del actual etiquetado frontal como parte de la Estrategia Nacional para la Prevención y el Control del Sobrepeso la Obesidad y Diabetes; la violación de los criterios nutrimentales de este etiquetado sobre los previamente establecidos en la propia Estrategia; el hecho de que es un etiquetado diseñado por la industria, por los propios regulados; y, el hecho de que es un etiquetado que no es entendible para la población, no pudo ni puede estar a discusión en la Suprema Corte de Justicia de la Nación ante la evidencia documental que tienen en sus manos los ministros”.[6]

Veremos que sucede en la SCJN en los meses venideros sobre tan importante asunto.

De igual forma, es importante estar atentos toda vez que según organizaciones no gubernamentalesen el recien acuerdo comerial negociado entre Estados Unidos y México (el cual sustituiría al TLCAN) se habría negociado un anexo en el que ambos países se comprometerían a no implementar un etiquetado frontal de advertencia en alimentos y bebidas que permita dotar de mayor información a los consumidores.[7]

Si bien la salud mental es esencial para el tratamiento de la obesidad y el sobrepeso, quizá deberíamos de iniciar el tratamiento con aquellos que tienen que velar por el interés general y por el Estado de Derecho.

[1] Véase por ejemplo, Johnson, M., Day, M., Moholkar, R., Gilluley, P., & Goyder, E. (2018). Tackling obesity in mental health secure units: A mixed method synthesis of available evidence. BJPsych Open, 4(4), 294-301.Assari, S. (2014). The Link Between Mental Health and Obesity: Role of Individual and Contextual Factors. International Journal of Preventive Medicine, 5(3), 247–249.

[2] OECD Obesity update 2017, Disponible en http://www.oecd.org/health/obesity-update.htm visitado Septiembre 2018.

[3] Idem.

[4] Idem.

[5] La decisión del juez de distrito fue apelada ante un Tribunal de Circuito y posteriormente, la Suprema Corte de Justicia de la Nación atrajo el caso para su estudio.

[6] El Poder del Consumidor, “El Poder del Consumidor ve posibilidad de que la SCJN afine sentencia sobre etiquetado frontal”, disponible en http://elpoderdelconsumidor.org/saludnutricional/el-poder-del-consumidor-ve-posibilidad-de-que-la-scjn-afine-sentencia-sobre-etiquetado-frontal/ visitado Septiembre 11, 2018.

[7] El Poder del Consumidor, México en riesgo de quedar atado a la epidemia de obesidad por firma de anexo del Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos,  disponible en http://elpoderdelconsumidor.org/portada/mexico-en-riesgo-de-quedar-atado-a-la-epidemia-de-obesidad-por-firma-de-anexo-del-tratado-de-libre-comercio-con-estados-unidos/ visitado en Septiembre 2018.

Acerca de lo que compartimos en el Blog:


La AMPSIE no es responsable por ningún contenido de videos, fotos, artículos libros enlazadas con este blog. Todo ese contenido está enlazado con sitios tan conocidos como YouTube, Vimeo, Vevo,  recursos y libros encontrados en la web, del mismo modo si tienes algún recurso que quisieras compartir libremente para la comunidad, puedes enviarlo a nuestro correo y pronto lo verás publicado.  El objetivo de este blog es promover la difusión de la psicología, la psicoterapia y la educación, no la piratería. Si tú consideras que algún contenido de este blog viola tus derechos, por favor contactar al web master y lo retiraremos inmediatamente. Por favor escribe a 
info@psicoedu.org

Deja un comentario