Buscar

LOS LÍMITES EN LOS NIÑOS

Gloria Aurora Tron Melo

¿Qué son los límites? Son reglas que se establecen y nos sirven para poner estructura y los niños puedan crecer seguros. Siempre se debe tener un ambiente predecible, deben saber que pasa si realizan o no realizan cierta actividad, si tienen esta predictibilidad son responsables y sabrán tomar sus propias decisiones.

Los límites se trabajan con los padres, ellos deben trabajar en equipo para poder tomar acuerdos juntos, lo discuten y asumen sus responsabilidades y llegan hasta las consecuencias, deben saber que estilo de crianza tienen, si son padres permisivos, autoritarios, democráticos, irascibles, ausentes, desorganizados, descalificantes, saber en qué etapa del crecimiento se encuentra su hijo para entender sus características, curiosidades, habilidades, esto es para poder poner límites de acuerdo con lo que pueden hacer.

Para que no se genere un problema es mejor prevenirlo en vez de negarlo, es decir evitarlo, esto lo podemos lograr cambiando todo a positivo, siempre debemos de  decirle al niño como acertar en vez de como fallar, debemos encontrar nuevas opciones por ejemplo cambiando el lugar, la herramienta, la actividad, el momento.

Los niños necesitan predictibilidad, debemos decirles claramente que necesitamos de ellos, debemos ponerles atención poniéndonos a su altura, teniendo un contacto visual y hablarles.  Debemos decirles en positivo que deben hacer.

Debemos buscar las buenas conductas y propiciarlas, cuando la encuentres pongo atención y la elogio, los niños hacen lo que los adultos notan, los niños invisibles hacen las cosas para llamar la atención del adulto. Podemos hacer una lista de acciones y reforzarlas. Siempre tener cuidado de elogiar a la persona no la acción. Elogiar el esfuerzo y el éxito por ejemplo con frases como me gusto…, buen trabajo…., noté que….., es decir que te hizo sentir bien y que hizo.

Debemos reconocer las emociones de los niños, son genuinas y validas, son reacciones de un momento, no son buenas ni malas, hay que enseñar al niño que hacer ante esas emociones.

Podemos dividir la escucha en:

Escucha simple: Dar al niño ese sentimiento que lo estamos poniendo atención, lo vemos, por ejemplo preguntarle sobre lo que nos está hablando. Te miro y te escucho. Si no puedes poner atención en ese momento díselo  y dile que más tarde le pondrás atención, él lo entenderá.

Escucha activa: Deben aprender a expresar sus sentimientos, no preguntarle si está manejando un sentimiento porque quizá en el caso de estar enojado, lo hagamos enojar más, debemos ser empáticos, involucrarnos, poner atención. Podemos permitir la fantasía, que pasaría si….. y manejar esa situación de una manera fantasiosa que baje el estrés del niño.

Debemos ser modelo de lo que queremos que realice, debemos analizar lo que hacemos y como lo hacemos, lo que decimos, los niños aprenden lo bueno y lo malo. Tenemos que aprender a respetar sus posturas en algunas ocasiones porque esto les dará seguridad en sí mismos y no ser tan vulnerables posteriormente.

Cuando existe un error debemos regresar el niño a donde ocurrió este, aclarar las expectativas y asistirlo si lo necesita, es decir re-hacerlo bien.

Debemos trabajar el moldeamiento dividiéndolo en pequeñas tareas para lograr cada paso, si se pide todo en el momento generaremos fácilmente frustración.

Se deben establecer límites y reglas razonables para la etapa del desarrollo en que se encuentre, reglas negociables o no negociables en el caso de riesgo de integridad, el niño debe entender que podemos negociar y es una excepción. Las reglas emanan de los valores familiares, honestidad, solidaridad, respeto… , los niños persistentes quieren probar los límites.

Antes de plantear los límites al niño debo tener muy clara cuál será la consecuencia porque debo llegar a ella, es algo real, lo puedo cumplir, no poner algo que no haremos. Las reglas deben ser simples, breves, afirmativas, máximo 5 que sea posible cumplirlas.

No existen premios, no castigos, solo consecuencias. Los premios condicionan, si haces… tendrás…., si no haces…., pasará…..  desvirtúan la acción deseada  y dan importancia al premio, es decir si nos trasladamos a lo externo eliminamos la satisfacción interna. Los castigos no redimen, no enseñan, si hieren. La consecuencia es elección  real, está relacionada con la conducta, debe ser inmediata.

Las consecuencias son: hacer una reparación  por ejemplo tiro el juego de otro, se lo vuelvo a armar. Hacerlo bien de nuevo, perder un privilegio.

Los berrinches son  un medio de comunicación inadecuada de emociones genuinas y válidas,  frustración que siente ante algo que no puede conseguir.  No debes razonar con el niño en momentos de berrinche, no le expliques, no le pegues, no te burles porque lo humillas,  dejarlo acabar su berrinche, solo intervenir si corre algún riesgo de daño. Si sabes que provoca el berrinche trata de evitar la ocasión, no pierdas el control, a veces se puede ceder cuando no es algo importante, la firmeza no está reñida con el afecto, ofrece alternativas, baja a su nivel, háblale calmada, lenguaje sencillo, velo a los ojos, no debe haber chantaje emocional, no negar el contacto físico. Al final comenta con él lo que ha pasado de forma tranquila pero firme, que siente, dile que vas a estar con él. Si la situación es intensa cambiarlo de lugar, alejarlo de la situación ayuda a bajar la emoción.

Con adolescentes debe de haber un proceso de negociación, es la interacción de 2 o más partes que quieren resolver un conflicto de intereses, se debe llegar a un punto que las 2 partes estén de acuerdo, avanzar mediante concesiones mutuas a llegar a que ambas partes estén de acuerdo. Las partes verbalizan demandas. Si se llega a un acuerdo y se rompen las reglas del acuerdo pierdes el privilegio hasta que tú me demuestres responsabilidad.

LOS LIMITES SON AMOR

Acerca de lo que compartimos en el Blog:


La AMPSIE no es responsable por ningún contenido de videos, fotos, artículos libros enlazadas con este blog. Todo ese contenido está enlazado con sitios tan conocidos como YouTube, Vimeo, Vevo,  recursos y libros encontrados en la web, del mismo modo si tienes algún recurso que quisieras compartir libremente para la comunidad, puedes enviarlo a nuestro correo y pronto lo verás publicado.  El objetivo de este blog es promover la difusión de la psicología, la psicoterapia y la educación, no la piratería. Si tú consideras que algún contenido de este blog viola tus derechos, por favor contactar al web master y lo retiraremos inmediatamente. Por favor escribe a 
info@psicoedu.org

Asociación Méxicana de Psicoterapia y Educación A.C 

www.psicoedu.org 

info@psicoedu.org